Trabajo y agentes sociales pactan ampliar los ERTE al 31 de mayo incluyendo a nuevos sectores
21 enero, 2021
Show all

Bizkaia flexibiliza el pago a Hacienda de impuestos aplazados

La Diputación de Bizkaia ha aprobado una modificación del Reglamento de Recaudación. Va en la línea de flexibilizar los aplazamientos de pago de los impuestos, que habitualmente solicitan los contribuyentes que se encuentran con dificultades para hacer frente a la liquidación en las fechas exigidas. Con ello, el Ejecutivo foral que lidera Unai Rementeria trata de ampliar el colchón al que pueden recurrir los contribuyentes para obtener financiación, en un momento en que muchos sectores de actividad atraviesan grandes dificultades como consecuencia de la pandemia.

La nueva normativa amplía las cantidades sobre las que se puede pedir un aplazamiento de pago sin prestar para ello garantías a Hacienda, así como los plazos de devolución. También elimina algunas rigideces, como el hecho de que los plazos puedan ser de cuantías distintas, para adaptarse mejor a la situación de la tesorería de los contribuyentes en cada momento, frente a la regla que estaba en vigor y que obligaba a cuotas idénticas. Las deudas que entran dentro de este nuevo paraguas de aplazamientos son las que se encuentran por debajo de los 500.000 euros.

Hay que tener en cuenta que muchos autónomos tienen que hacer frente al pago de impuestos generados en los meses anteriores, quizá en un momento en que su actividad está completamente paralizada como consecuencia de las restricciones impuestas por el Covid.

Así, las cantidades inferiores a los 50.000 euros podrán abonarse en 48 meses, frente a los 36 que estaban establecidos como plazo máximo. Entre esa cantidad y 100.000 euros el aplazamiento se podrá extender a 36 cuotas, doce más que en la actualidad; y de esa cifra hasta el medio millón de euros se podrá ingresar en un máximo de 24 meses. Hasta ahora era un año.

La Hacienda vizcaína, que dirige el diputado José María Iruarrizaga, también incrementa de dos a tres el límite de cuotas impagadas que suponen la pérdida de las condiciones de los aplazamientos. Estos aplazamientos, que son solicitados de forma voluntaria por los contribuyentes ante situaciones puntuales de falta de tesorería, están gravados con un interés de demora del 3,75%. El tipo se fija anualmente en los Presupuestos Generales del Estado y una sentencia del Tribunal Constitucional determinó que no se podían conceder aplazamientos de deudas ya vencidas por debajo de este interés.

Fuente: elcorreo.com

Comments are closed.

Social Media Auto Publish Powered By : XYZScripts.com

Suscríbete a nuestro boletín de Noticias

Mantenenos tus datos en privados y solo los compartimos con los terceros que hacen posible este servicios. Lee nuestra política de privacidad.
Holler Box